Venecianas de madera

venecianas

Las venecianas de madera son complementos ideales que combinan con gran variedad de estilos decorativos de muchos hogares. Se trata de persianas formadas por lamas de madera de distinto grosor que se accionan para variar su posición y regular de esta forma el caudal de luz que llega a una determinada estancia.

Este tipo de cortinas se han convertido en tendencia gracias a su resistencia y a los atractivos diseños disponibles en el mercado. Visita la fuente y encuentra las que más se adaptan al estilo de tu casa y a tus necesidades.

Venecianas de madera: calidez y elegancia en el interior del hogar

Optar por venecianas de madera para los hogares, se ha convertido en la solución ideal para adornar las ventanas, proporcionándoles ese toque especial y único que las hará destacar desde el primer momento.

Este tipo de artículo establecerá un ambiente agradable y reconfortante en tu casa ya que te protegerá de los rayos de sol más calurosos y molestos y te aportará intimidad, sin privarte de la luz natural.

De forma indirecta, también contribuye a tu economía ya que te permitirá limitar los gastos de calefacción, dejando un clima cálido ideal dentro de tu casa. La madera es un material aislante que contribuye a mantener el confort térmico.

Las cortinas de madera o de bambú igualmente ofrecen protección acústica frente al ruido ambiental, gracias a la resistencia y calidad de los materiales que las conforman.

Entre sus características principales está su tradicional y elegante aspecto. Mediante los cordeles que disponen se suben o bajan las lamas y las varillas actúan como guías para plegarlas o extenderlas. De esta forma se puede regular la cantidad de luz de forma gradual.

Venecianas de madera y de aluminio

Diseño

Las persianas de madera normalmente están fabricadas con materiales naturales. Los diseños elegantes y funcionales disponibles en el mercado permiten instalarlas en cualquier tipo de hogar ya que confieren un aspecto único a cualquier estilo decorativo. .

Por su parte, las cortinas de aluminio se elaboran con metal no ferroso. Este material es ligero, maleable y muy resistente al desgaste causado por el óxido.

Aislamiento acústico

Aquellas venecianas hechas con madera poseen un excelente aislamiento acústico, mientras que la capacidad de aislamiento acústico de las venecianas de metal es reducida.

Resistencia frente al fuego

Los materiales que se utilizan para fabricar las venecianas de madera son resistentes también a la combustión.

Por su parte y como se podrá intuir, la resistencia al fuego de las venecianas de aluminio es elevada.

Limpieza y mantenimiento

Entre las grandes diferencias que tienen ambos modelos de venecianas está el mantenimiento y la limpieza.

Para la limpieza de las venecianas de madera sólo se requiere agua y jabón. Además, en lo que mantenimiento se refiere, en función del clima, puede ser necesario algún protector tras el proceso del lijado.

Las venecianas de aluminio se limpian con agua y jabón neutro. Posteriormente hay que secarlos con un paño limpio y seco. Las piezas móviles de metal se tienen que lubricar con cierta regularidad.

Asimismo, al no tratarse se materiales textiles, ninguno de los modelos acumula ácaros.

¿Dónde instalar venecianas de madera?

Como hemos mencionado anteriormente, estos complementos combinan muy bien con cualquier tipo de decoración y estilo.

Las persianas venecianas de madera son ideales para cualquier estilo de cocina, desde el más rústico hasta el más clásico o moderno, este tipo de persianas le dará un toque elegante y especial a todo tipo de cocinas.

También son alternativas especiales para las casas donde la madera es protagonista o para las habitaciones más simples. Son el complemento perfecto.

Instalación y mediciones

Tanto las persianas venecianas de madera como las de aluminio, son de fácil instalación. Sin embargo, a la hora de instalarlas es importante tener en cuenta algunos aspectos relevantes.

Si la apertura es de forma oscilobatiente se tendrá que instalar con un margen aproximado de 15 – 20 centímetros para poder asegurar la apertura de dicha ventana. Además, hay que tener en cuenta que cuanto más alta sea la veneciana, ésta tendrá más lamas por lo que ocupará más espacio.

Si la ventana es abatible, las venecianas se deben instalar a unos 7 a 15cm por encima de la ventana y si es corredera se puede colocar al final de la ventana. Todo ello con el objetivo de no dificultar su apertura.

Además, lo ideal si tu ventana no tiene un marco interior, es que la persiana veneciana mida más que el ancho de la ventana para dejar cierto espacio a cada lado y evitar una mala estética.

Para su instalación, hay que tener especial cuidado y ser muy preciso con las mediciones. Te recomendamos que consultes a los especialistas en el área que además te puedes asesorar para optar por la opción más idónea.

Existen una amplia variedad de modelos y diseños de colores, precios y tamaños diferentes para cualquier necesidad y gusto. De lamas horizontales o verticales, las que discurren incrustadas a lo largo de perfiles verticales o las que permiten su deslizamiento de abajo hacia arriba, arriba hacia abajo o viceversa, existe una solución para cada tipo de ventana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back To Top