Las sillas: funcionalidad, estilo y decoración

sillas

Las sillas son elementos fundamentales para cualquier casa, oficina o negocio de todo tipo. No basta con que sólo guste por su diseño, sino que éstas deben ser ergonómicas, cómodas y que además, proporcionen estilo al espacio donde las instalemos.

Los historiadores relatan que en tiempos lejanos estas piezas mobiliarias, en el Antiguo Egipto, representaban la nobleza.

Con el paso del tiempo, las sillas fueron adaptándose a las diferentes necesidades del ser humano. Actualmente, una silla es un instrumento decorativo y multifuncional que combinan con los otros muebles o elementos del entorno de la habitación, logrando destacar.

Podemos encontrar este mueble fabricado de diferentes tipos de materiales como el plástico, hierro, madera e incluso de componentes reciclables. Sólo debemos seleccionar el que mejor se adapte a cada uno.

Donde hay una mesa, hay sillas

Esta piezas mobiliarias son parte esencial para nuestra vida cotidiana, ya que están presentes en todos los rincones de nuestros hogares, oficinas o lugares de ocio.

Te explicamos brevemente algunas de sus utilidades:

  • En la cocina, sala de estar o comedor, son elementales en el momento de servir las comidas y de hecho, son las que más se utilizan normalmente.
  • Mientras en el pasillo, quedan perfectamente como objetos decorativos.
  • Ninguna oficina en el mundo funcionaria sin las necesarias sillas ergonómicas.
  • Estos muebles también se pueden utilizar para disfrutar de la compañía de los familiares o amigos, etc.
  • En los bares y restaurantes su funcionalidad es indiscutible. Los clientes deben estar cómodos y el lugar ha de ser agradable para que disfruten y vuelvan.

Debemos elegir un modelo acorde a nuestro estilo

Empero, las sillas deben cumplir algunas características fundamentales, como por ejemplo: comodidad, estabilidad, duración, ergonomía(en el caso de las oficinas), cuidados con su mantenimiento y limpieza, etc., debido a la frecuencia que permanecemos sentados en ellas.

Además, para elegir bien el tipo de silla, es necesario definir el estilo decorativo de la estancia donde serán ubicadas, la comodidad que se desea in función de la frecuencia de uso, el tamaño de las sillas y el tipo de material con que están fabricadas.

Dependiendo del tipo de estancia y su funcionalidad, tanto la altura como el tamaño y el material variarán considerablemente, como por ejemplo: no es lo mismo comprar una silla ergonómica para un estudio o despacho en casa que para el comedor o cocina, ¿no crees?

sillas

En el mercado inmobiliario puedes consultar y adquirir diferentes tipos de sillas, ideales para llevar ese toque especial de belleza, organización y estilo a tu hogar u oficina.

Actualmente, uno de los modelos de asientos más populares y demandados que hay es la Silla estilo Bistró, perfecta para decorar un ambiente tipo vintage o clásico.

Silla estilo bistró
silla estilo bistró

Este artículo destacará potencialmente al lado de una mesa pequeña con un libro, una lámpara o un florero.

Consejos para elegir la mejor silla

Elegir el modelo de sillas perfecto para cada rincón y ocasión es un proceso bastante tedioso que requiere tiempo y dedicación.

A través de una buena selección podemos conseguir llevar nuestra personalidad y creatividad que queremos a nuestra decoración. La armonía marcará un equilibrio perfecto.

Además, la comodidad que sintamos desde el primer momento será uno de los puntos clave para elegir la pieza correcta.

Las sillas tapizadas están muy de moda y son súper cómodas, puedes optar por este tipo de diseño. Lo mejor de todo, es que te permiten combinar el estampado con los matices de los demás elementos del comedor como cortinas, lozas, paredes, entre otros elementos. De este modo, conseguirás un conjunto más uniforme.

Las sillas deben ser livianas, sólo así podremos moverlas de un sitio a otro sin ningún tipo de dificultad. Asimismo, estos asientos deben ocupar poco volúmen. Es recomendable elegirlas sin diseño de brazos, ya que ocuparían unos 10 cm más que una silla común.

Finalmente, debemos evitar aquellas sillas fabricadas que requieran constante mantenimiento, ya que ahorraremos dinero, invirtiendo en durabilidad.

En la actualidad, las mejores opciones son aquellas hechas de resina, metal, polipropileno o las nuevas generaciones de eco pieles. Su cuidado es sencillo y económico.

No cabe duda que antes de enamorarnos a primera vista de la silla que escojamos, debemos tener cuenta algunos aspectos como: la comodidad, funcionalidad, estilo de la estancia y el costo. Por lo tanto, es indispensable probarla antes de comprarla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back To Top